La evolución del fútbol en los últimos 20 años

La evolución del fútbol en los últimos 20 años

Son muchas las voces que dicen y critican que el fútbol no avanza a la misma velocidad que la sociedad o que el resto de deportes. Críticas que suelen ir en contra de los altos estamentos tanto nacionales como internacionales a los que se les acusa de inmovilismo. Sin embargo, ello no parece ser del todo cierto si echamos la vista atrás y comparamos cómo ha evolucionado el deporte rey en los últimos 20 años. Y es que desde 1994 hasta 2014, los cambios son más que notables:

1- La cesión: en 1994 era posible ceder la pelota al portero y que este la pudiera coger con la mano. Ello hoy no es posible. Las reglas buscan el espectáculo y que el guardameta sepa jugar con los pies, algo que en aquella época sólo estaba destinado a arqueros como Higuita o Chilavert.

2- La inexistencia de la tecnología: las tablillas eléctricas no existían y el árbitro señalaba la duración del período de descuento a su libre juicio. Pero no es que no sólo no había tablillas sino es que tampoco se conocía la figura del cuarto árbitro. Veinte años después podemos encontrar encuentros con hasta tres trencillas más. Eso sí con los mismos fallos. El gol fantasma y su detección era una quimera.

3- La ley Boosman: en 1994: los equipos españoles no podían contar con más de cuatro extranjeros en sus filas y cuando hablamos de extranjeros hablamos de comunitarios. Para más inri, sólo podían coincidir en el campo un máximo de tres, algo que se aplicaba a las competiciones europeas y que dejó fuera de la convocatoria por ejemplo a Michael Laudrup para la final de la Copa de Europa de 1994 contra el Milan.

El Barcelona contaba con una plantilla de lujo en 1994.
El Barcelona contaba con una plantilla de lujo en 1994.

4- El fútbol se veía en abierto y para nada era imaginable tener que comprar partidos a principios de los 90. El sistema era muy claro. El mejor partido en abierto y en horario de prime time de sábado por la noche. El resto, a las 17 horas en domingo y sin televisión de por medio. Luego llegaría la figura del partido del plus, que abriría un nuevo concepto de ver el deporte rey.

5- Las competiciones europeas eran muy diferentes. Existía una Copa de Europa que jugaba únicamente el campeón de cada liga nacional. El de la Copa del Rey disputaba un campeonato llamado Recopa y el segundo al quinto competían en la Copa de la UEFA, que generalmente tenía más y mejores equipos que la propia Champions, que además en 1994 contó con semifinales a un único partido.

6- La Liga de dos puntos. Otro de los grandes cambios para premiar el fútbol de ataque y la victoria. En 1994, un empate era oro pues sólo se perdía un punto respecto al ganador de un partido. Sin embargo, en todos esos años, la media goleadora tampoco ha evolucionado tan notablemente como podría creerse.

7- Los aficionados que acudían a los campos de fútbol podían estar sentados, pero la mayoría divisaban el encuentro de pie, en sus generales de pie. Podían fumar, beber alcohol y hasta tirar bengalas. Eran más libres, pero ¿más civilizados? (miren el vídeo)

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=ViPMrl3h_Yw[/youtube]

8- Los amistosos eran frecuentes y muy fuertes. Hoy el Carranza, el Teresa Herrera parecen torneos destinados al ostracismo en comparación con las giras por China y Estados Unidos. Sin embargo, en 1994, era normal ver triangulares fuertes como el vivido en Oviedo, en el club ovetense, AC Milán y Barcelona. Además, se llevaba mucho jugar partidos a 45 minutos.

9- Los equipos eran muy distintos a los de hoy. Hasta 10 conjuntos jugaban una liga donde hoy no pueden hacerlo. El Zaragoza era una potencia, como también el Tenerife o Superdepor. Lleida, Albacete o Logronés daba diversidad a un campeonato que solía resolverse por uno o dos puntos sino por gol average y en el último minuto, caso de la liga 1993-94.

10- La vestimenta era bastante diferente como también el aspecto de los jugadores, muchos de ellos con bigote. Era posible ver a portero con pantalón largo y jugadores con camisa por fuera. Digno de ver fue el equipo que presentó Estados Unidos a su Mundial en 1994, donde por cierto vimos al último gran Maradona.

Con Lalas a la cabeza, USA vistió de esta guisa en el Mundial de 1994 donde por cierto vimos al último Maradona a gran nivel.
Con Lalas a la cabeza, USA vistió de esta guisa en el Mundial de 1994 donde por cierto vimos al último Maradona a gran nivel.

Como vemos muchas diferencias y una pregunta: ¿era mejor el fútbol y más feliz el espectador que ahora? Muchas posibles respuestas…

Julio Muñoz

Periodista, especialista en fútbol internacional y retro. Escribo en Colgadosporelfutbol.com y me puedes seguir en @juliomv1982

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!