El pobre papel de Europa en América, ¿a qué se debe?

El pobre papel de Europa en América, ¿a qué se debe?

Con este el de Brasil son ya ocho los Mundiales disputados en suelo americano. Y algo salta a la vista cuando se analiza el devenir de estos campeonatos. Siempre ganaron países americanos y las grandes potencias europeas fracasaron estrepitosamente. En las ocho ediciones americanas, tan sólo Italia -en dos ocasiones- y Holanda consiguieron saborear el llegar por lo menos a la final. El resto, desastre tras desastre.

Alemania, una superpotencia mundial, sólo llegó a la final en 1986 y a la semifinal en 1970, ambas en México. En suelo sudamericano, nunca siquiera pisó la final. Francia tampoco tuvo suerte y nunca llegó a la final, quedándose en 1986 con las semifinales como mejor resultado. De Inglaterra, mejor no hablar. Nunca pasaron de cuartos de final.

Esta extraña estadística tampoco es ajena a América cuando viaja a Europa. Sólo Brasil en 1958 consiguió ganar en Europa siendo país americano. Pero Italia 1934, España 1982 o Alemania 2006 ni siquiera presenciaron semifinalistas de América. ¿ A qué obedece esto? Es difícil saber. Pero sí, que pueden influir varios hechos:

– La afición: lógicamente jugar en Europa suele ser una ventaja para equipos europeos que se ven más arropados por su afición en número. Al contrario, les ocurre a los americanos en su continente.

– El clima: Sudamérica suele acoger el Mundial en frío, cuando en Europa es verano y hace calor. Ello provoca que sea difícil o más complicado aclimatarse a los jugadores europeos. Pese a todo, no parece suficiente excusa cuando la mayor parte de jugadores del Mundial juega en el Viejo Continente.

Dos históricos europeos como Inglaterra e Italia ya están fuera de Brasil.
Dos históricos europeos como Inglaterra e Italia ya están fuera de Brasil.

– Mentalidad: posiblemente el factor más determinante. Cuando se piensa en América se piensa en lo difícil que es ganar allí históricamente y ello conlleva un peso. Viceversa también ocurre lo mismo.

– La suerte: posiblemente otro factor importante. No hay que engañarse. Selecciones como Italia u Holanda pudieron haber ganado el Mundial en tierras americanas con un golpe de fortuna que faltó.

En Brasil, de momento, de los diez equipos clasificados, tan sólo dos son europeos.

 

 

Julio Muñoz

Julio Muñoz

Periodista, especialista en fútbol internacional y retro. Escribo en Colgadosporelfutbol.com y me puedes seguir en @juliomv1982

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!